El Baret de Miquel

El baret de Miquel

Denia, C/Historiador Palau 1

Cuando consigues ir al Baret de Miquel por primera vez, lo primero que te viene a la cabeza antes de entrar a su local es un “POR FIN!!!”. Y es que no hay bar en la provincia en el que cueste tanto tiempo disponer de una mesa como en el Baret. Y es que reservamos con una antelación de unos 7 meses más o menos. No intentes reservar para este año. En Diciembre abren la agenda para el 2017.

Y ¿qué tiene el Baret para esas esperas?. Producto espectacular con unas preparaciones dignas de los mejores estrellas a un precio muy ajustado. Formado con los grandes, Miquel hace una cocina de mercado huyendo de modas, estrellas y convencionalismos. Y el resultado es envidiable.

El local no pasa desapercibido, es pequeño, pero con mucho carácter. Decorado con gusto y sin perder la esencia de bar, con su colección de sifones por las pareces y otros elementos decorativos que le dan personalidad propia.

Probamos algunas cosas de la barra y la alternamos con alguna de las preparaciones fuera de carta:

  • Caramelos de hueva de atún y avellana, un pequeño bocado para abrir el apetito.
  • Pastisset de hígado de pato y boniato, una forma de pastelito de Foie con una crema de boniato muy suave y con una pizca de canela.
  • Figatell de sepia, impresionante bocado por lo tierno y jugoso del conjunto coronado con un pequeño tomate con un toque picante. Uno de los imprescindibles para probar.
  • Ceviche de denton. Fuera de carta pero nos apeteció especialmente. Uno de los ceviches más buenos que hemos probado. Un pescado fresco hasta decir basta y que no falte el toque picantillo de la salsita. Delicioso.
  • Tabulé de cordero. Otro plato espectacular. Un cordero de los que se deshacen suavizado con un tabulé de verduras y con una muy fina capa de grasita tostada deliciosa.
  • Tarta de manzana. Pedimos media ración para compartir y aunque no seamos muy de postres es una opción muy rica. Hecha con unas finas capas crujientes, un poco de helado y su crema de manzana.

Realmente espectacular todo lo que probamos por lo que entendemos perfectamente el éxito que tiene. Ahora intentaremos reservar para el año próximo pues quedan muchas cosas por probar y algunas por repetir.

En definitiva, un sitio para disfrutar de verdad comiendo, con mucha personalidad y una atención muy amable y cercana. Dos adultos pagamos unos 76€ aproximadamente con unos aperitivos y unas copas de vino.

De un vistazo:

  • Está en: Denia, Av. Historiador Palau 1. Ver en Maps
  • Cierra: Consultar horarios de 2017 a partir de diciembre
  • Parking: Aunque está céntrico, no es complicado aparcar relativamente cerca
  • Precio: A la carta 35€-50€
  • Servicio/pan: Sin costes añadidos
  • Café: Buen café
  • Opinión general: Una cocina de mucho nivel, un sitio con personalidad propia y un precio comedido. Si no fuera por lo que cuesta reservar sería de los fijos.
  • A mejorar: ¿nada?.
  • Atención/servicio: Muy cercano, amable y agradable. Te hacen sentir muy a gusto.
  • Distribución: Interior
  • Opciones vegetarianas: Insuficientes para una comida completa
  • Con bebés: No es un sitio muy grande, por lo que conviene reservar. Aunque con lo que cuesta reservar tienes tiempo para reservarte “guardería” y disfrutar del espectaculo.
  • Con niños: Sin problemas
  • Carta de vinos: Carta sencilla, con vinos cercanos y de pequeñas bodegas para tener buena calidad con unos buenos precios
  • Fecha visita: 05/10/2016
  • El Baret de Miquel
  • Puedes ver otra opinión en el blog amigo Los Comensales

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR