Restaurante del Ravall

Sardina en escabeche

Carrer del Raval, 20 · Benissivà

Estamos en época de cerezas y que mejor lugar en Alicante para disfrutar de los cerezos que el Vall de la Gallinera. Por la ruta de los ocho pueblos, nos encontramos con un pequeño restaurante en un rinconcito de Benissivá. El restaurante del Ravall, es un local pequeño y familiar que utiliza la fórmula de menú fijo con las entradas y postres comunes y un plato a elegir de entre 4 o 5.

Una cocina familiar, en la planta baja de la casa que conjuga correctamente la cocina tradicional con productos propios y unos toques personales que hacen de el Ravall, una sitio a tener en cuenta.

Es importante tener en cuenta que no admiten pago por tarjeta, sobre todo porque no es una zona con abundancia de cajeros.

MintxoNo tiene carta fija, varían según la temporada y el producto en mercado. En nuestra visita, comenzamos las entradas con unos boquerones en escabeche de naranja con espárragos.  Los boquerones muy tiernos y un escabeche muy suave.

A continuación, un misto de pisto, con la masa en su punto y muy correcto.

Seguimos con unas habas y judias salteadas con huevo de codorniz. Bueno, aunque personalmente en los salteados echo de menos que estén más salteados y menos cocidos, pero no deja de ser gusto personal.

La última entrada, una patata con morcilla y queso suave, sorprendente sobre todo, por la suavidad de la morcilla. Un conjunto muy agradable.

Entre los cinco platos principales que puedes elegir en nuestro caso nos quedamos, por una parte con un plato de pollo y conejo salteado con garbanzos y salsa de ajo. Plato un poco pesado por lo contundente de la salsa de ajo que robaba todo el protagonismo. Quizá con menos salsa, un poco más suave o dejarla aparte para ir sirviéndola al gusto sería más acertado.

Por otra parte, unas carrilleras con arroz basmati y salsa de naranja. En este caso, ninguna pega. Unas carrilleras super tiernas, con una ligera salsa y un poco de arroz suelto para acompañar. Muy bueno.

Llegado el momento del postre, nos sirvieron una degustación de tres postres, Tarta de lima, Trufa y Helado de fresa y yogurt. Correctos los 3 y ya en función de los gustos de cada uno. En nuestro caso no sobró nada de nada del helado. Del resto sobró un poquito.

En resumen, un sitio familiar, con una propuesta casera y atrevida totalmente recomendable. Los dos menús, con caña, agua, copa de vino y café, pagamos 47 €.

Carrilleras

De un vistazo:

  • Opinión general: Comida casera con toques creativos con la fórmula de menú cerrado.
  • Atención/servicio: Cercano y familiar.
  • Distribución: Interior.
  • Opciones vegetarianas: Pocas opciones para vegetarianos.
  • Con bebés: Es un local pequeño, por lo que conviene avisar antes.
  • Con niños: Está en calle de pueblo peatonal, por lo que pueden salir si se aburren, aunque hay alternativas más acordes.
  • Precio: Menú cerrado 20€ sin bebidas.
  • Servicio/pan: Sin cargos añadidos.
  • Carta de vinos: Sencilla,  haciendo hincapié en comarcales.
  • Fecha visita: 04/05/2014.
  • Restaurante del Ravall

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR