De tapeo por Madrid. Día 1 (de 2), Juana la loca y La Berenjena

Una escapada a Madrid no es lo mismo sin probar alguna de sus múltiples e interminables opciones gastronómicas. Dos días no dan para mucho, pero bien aprovechados, se puede disfrutar de lo lindo.

En esta ocasión y durante el mediodía, un tapeo muy interesante cerca de la famosa calle Cava baja, Juanalaloca pitxos bar.

Íbamos recomendados para probar “el increible huevo confitado” y caimos rendidos por su no menos increible tortilla de patatas con cebolla confitada.

El único pero que le puedo poner a la tortilla es que la sirven fria y creo que con un toque de calor ganaría mucho, pero por lo demás era un bocado de lujo.

Completamos con un par de pintxos a cual mejor. Uno de sardina ahumada con burrata y tapenade. Todo una señora sardina con una suave burrata que le suaviza el salado. Buen bocado.

El otro pintxo que tomamos, fue el sashimi de pez mantequilla con muselina de esparragos. Suave y delicioso.

Ya habíamos picado algo más en la calle Cava baja y no había hueco para más, pero verdaderamente, la carta de juanalaloca no tiene desperdicio.

Dos personas, con lo mencionado arriba y un par de copas de blanco, pagamos unos 35€. Puedes consultar su web.

 

Por la noche reservamos en La Berenjena, un local antiguo en las cercanías de Atocha donde cocina Rebeca, concursante de Top Chef. Íbamos con alguna recomendación y tras ver su web, pero no sabíamos de su chef, entre otras cosas porque no seguimos el programa.

Local pequeño con barra, taburetes y apenas un par de mesas, con una cocina diminuta de la que salen autenticas joyas. Nos dejamos llevar por las indicaciones de la camarera que nos atendió muy amablemente y tomamos:

  • Navajas con leche de coco, lima y un toque picante. Buenas navajas y la salsa les daba un toque muy interesante.
  • Rodaballo. Sin duda, la estrella del local. Lo sirven con el esqueleto de espinas frito de forma que queda crujiente y se come. Dichas espinas, hacen de soporte para los lomos y el aliño y hierbas que lo acompañan. Buenísimo, original y sorprendente.
  • Tataki de atún, muy bueno, pero no sorprende por ser más común. El resto de platos que hemos probado son mucho más originales.
  • Minihamburguesitas de buey. Muy buenas con una carne tratada muy poquito.

En definitiva, una cena sorprendente en un sitio a tener muy en cuenta, tranquila y con un trato muy acogedor que acompañamos con unas 4 copas de vino, café y dos buenos mojitos para terminar. Dos adultos pagamos por todo lo mencionado unos 86€. Puedes consultar su web.

 

4 Responses to De tapeo por Madrid. Día 1 (de 2), Juana la loca y La Berenjena

  1. Patrick dice:

    Gracias por las sugerencias, pienso aprovecharlas. Enhorabuena por las fotos, me parecen muy buenas

  2. Fernando dice:

    Hace unos días intenté pasar por ahí y tomar alguna de las recomendaciones leídas, no obstante nos fue imposible puesto que a pesar de haber una mesa libre el camarero no considero que lo que pensábamos comer era suficiente como para ocupar el espacio de dicha pequeña mesa. Ante este “cálido” recibimiento decidimos irnos por donde habíamos venido y fuimos a probar otro sitio.

    A pesar de que no comparto para nada dicha política de “admisión” he de decir que el camarero en todo momento nos trato de forma correcta y con educación.

    • Jose R. dice:

      Entiendo que fue en Juana la loca que suele estar bastante lleno, de todos modos no comparto para nada la política esa de “dime que vas a tomar y te diré si te puedes sentar”.
      Punto –

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR